Leemé

jueves, 26 de mayo de 2016

Romeo monta en bici



En su tercer cumpleaños los abuelos le regalaron una bici. No tenía pedales ni ruedines, era una bicicleta de equilibrio, que ahora muchos niños aprenden así: primero adquieren el equilibrio y luego aprenden a darle a los pedales, al revés de cuando yo lo hice. No la usó hasta casi un año después, ya que le quedaba aún grande. Fue el 16-7-14 cuando montó por primera vez en bicicleta, en nuestro parque, el Madrid Río. Enseguida se hizo con ella. Iba que se las pelaba. Hasta a la escuela iba en bicicleta. Un día se dio un golpe tremendo al no poder frenar en una cuesta abajo y se hizo varias heridas. Quedó marcado durante un tiempo y no quería ni mirar a Derística, como le ha puesto de nombre. Ahora ya se le ha pasado el susto y gracias al juego de imitar a sus amigos ha vuelto a cogerla. Su abuelo sueña con que algún día le acompañe en sus salidas ciclistas, pero por el momento no le llama mucho la atención, aunque sí imita a los ciclistas de montaña poniéndose de pie sobre los pedales y moviendo el culo para impulsarse en las cuestas. También le gusta mucho que yo le lleve en Dera: http://macarenamenasantos.blogspot.com.es/2015/09/romeo-va-en-bici-con-mama.html


No hay comentarios: