Leemé

martes, 18 de abril de 2017

Romeo recibe un premio


3-4-17. Hasta se peinó para ir a recibirlo. Le dieron el cheque, que dice enseñará a su amigo porque es mucho de cheques. Le preguntaron cosas, como cuál era su colegio. Leyó el comunicado del premio y se hizo fotos. Súper feliz salió de la biblioteca con premio en mano camino del metro con su abuelo y tía.
Una foto de él leyendo un cuento en una C es la responsable de dicha tarde.
En casa tenemos un libro que se titula El premio, y es de sus favoritos. También lo fue para mí. Su imagen con el cheque me recordó a la película de Charlie en la fábrica de chocolate que tanto le gusta.

No somos mucho de premios, así como no somos de “portarse bien” ni de castigos, pero aquel premio ha sido el resultado de un cúmulo de casualidades-causalidades que ha adornado más nuestra preciosa vida. 



No hay comentarios: